La obligación es la modalidad en la que el señante marca las oraciones con la necesidad de su realización o cumplimiento. Esto, a veces, implica instruir a los interlocutores para que reaccionen de tal manera que lo predicado se cumpla.

En el primer caso, se trata de obligación marcada como necesidad de cumplimiento. En el segundo caso, la modalidad de orden o imperativa. Debido a que el Corpus LESCO se recolectó exclusivamente en circunstancias controladas, la segunda forma de la modalidad es relativamente escasa y en su mayor parte ocurre como órdenes referidas, indirectas. La primera sí aparece en el Corpus con más frecuencia.

En el primer caso, cuando se indica la necesidad del cumplimiento pueden observarse rasgos no manuales (RnM) asociados, específicamente, con la modalidad, aunque su uso no es obligatorio. De no aparecer estos RnM, se considera que la expresión de necesidad es leve. En el segundo caso, el de las órdenes, la predicación debe ir acompañada de los RnM correspondientes a esta modalidad y que se describen aquí como imperativo. Estos consisten en la combinación de

  1. Un descenso de la cabeza al articular la seña que indica la obligación (usualmente los verbos DEBER u OBLIGAR);
  2. El ceño fruncido;
  3. Los ojos entrecerrados (este rasgo aparece solamente cuando se requiere reforzar especialmente la orden);
  4. La mirada en los ojos del interlocutor (c+); y
  5. La nariz fruncida.

 

imperativob

RnM imperativo

En las oraciones que expresan órdenes indirectas, en las que el señante no expresa una orden (como sería por ejemplo en ¡Ven acá!), sino que dice que una orden fue expresada (como en le dije que viniera acá) los mencionados RnM parecen estar ausentes.

A continuación se ofrecerán ejemplos de ambas formas de la modalidad de obligación.

1. La modalidad de obligación como necesidad u obligatoriedad de cumplimiento

La primera opción para la expresión de la modalidad de obligación, que corresponde a la obligación como necesidad u obligatoriedad de cumplimiento, consiste en predicados en los que aparece el verbo DEBER, por lo general, construyendo frases verbales (FV) en las que funciona como auxiliar, antecediendo al verbo principal. El verbo principal es el que informa sobre aquello cuyo cumplimiento se considera necesario.

La Secuencia 297 (CLESCO 016, 12:03-12:07 ), abajo, ilustra esta estrategia. En ella se observa el predicado DEBER RESPONSABLE izq+APRENDER (debo ser responsable de aprender), que expresa la necesidad de cumplimiento, aunque una necesidad leve:

sec-297

Secuencia 297

La expresión de necesidad puede ser acentuada si se hace acompañar la proposición por los RnM de imperativo (el mencionado descenso de la cabeza, el rasgo c+ y nariz y ceño fruncidos). Eso es lo que muestra abajo la Secuencia 294s (CLESCO 019, 03:35-03:42), donde el verbo DEBER ocurre dos veces acompañado de RnM imperativos. Las dos veces, DEBER hace de verbo principal y va marcado además como interrogación total (por los ojos muy abiertos). En la secuencia, el señante plantea, en forma de pregunta, si es necesario mover los labios, hacer gestos y señar al mismo tiempo:

sec__294

Secuencia 294s

sec__294cara

Secuencia 294t

En opinión de usuarios de LESCO, en la Secuencia 297 se percibe la necesidad de lo expresado como menos fuerte que la que se expresa en la Secuencia 294. Las variaciones de ritmo presentes en las dos articulaciones de DEBER en la Secuencia 294 (acelerado y prolongado) refuerzan tal matiz.

2. La modalidad de obligación como orden o imperativa

La  Secuencia 278x (CLESCO 019, 06:07-06:08), abajo, ilustra un caso de modalidad imperativa, cuyos rasgos no manuales pueden ser apreciados en el acercamiento de la Secuencia 278u, abajo. La proposición así marcada lleva el verbo OBLIGAR, que es articulado con el mencionado descenso de la cabeza, la nariz y el ceño fruncido. Aquí ocurre el rasgo ojos entrecerrados. Lo expresado corresponde a una orden especialmente fuerte, la obligación de llevar el implante coclear:

sec__278f

Secuencia 278x

 

sec__278f-cara

Secuencia 278u

 

Es posible, también, encontrar la expresión de orden expresada, exclusivamente, con el conjunto imperativo de RnM. La Secuencia 278v (CLESCO-019, 06:13-06:17), abajo, muestra esta posibilidad. En tal caso, la estrategia seguida es la de articular la seña marcada para esa modalidad con RnM imperativo y variar su ritmo con el rasgo prolongado. La seña CUIDAR va acompañada en la Secuencia 278v por esos rasgos, lo que se interpreta como una orden, ¡Hay que cuidar (las señas)!.

 

sec__278c

Secuencia 278v

 

sec__278ccara

Secuencia 278w

La  Secuencia 298x (CLESCO 027, 13:52-13:58), abajo, ilustra otro ejemplo de la modalidad de orden. En este caso, se trata de una orden referida, es decir, expresada de modo indirecto. El señante refiere en su discurso que el médico le ha ordenado no seguir aumentando de peso, que debe adelgazar, pensando en su salud. Se observan allí dos frases verbales con el verbo DEBER: NO-3 DEBER ENGORDAR y DEBER ADELGAZAR. Nuevamente, no se observan RnM asociados específicamente con la construcción:

sec-298

Secuencia 298x